prensalebu Mayo 31, 2016

Constantes han sido este último tiempo las denuncias por llamados falsos que se hacen pasar por funcionarios policiales para solicitar dinero, exponiendo situaciones que involucran supuestamente a algún familiar. La mayoría de estos llamados son de desconocidos que llaman “dateados” a ciertas casas o, incluso, simplemente al azar.

En algunos casos, los delincuentes realizan un llamado telefónico en que informan de un supuesto accidente de tránsito de padres, hermanos o hijos y que requieren del pago en dinero o especies para llegar a un acuerdo que evite un juicio o la cárcel del familiar supuestamente involucrado.

Por lo general los delincuentes intentan mantener contactada a la persona a un teléfono, impidiendo que llamen a terceros para verificar si lo que se indica es efectivo. Además, quienes caen en el juego acceden a entregar dinero a través de distintos medios según lo indique el supuesto funcionario policial o pariente.

Carabineros ha sido claro en indicar que sus funcionarios nunca pedirán o cobraran por sus servicios que prestan. Además hacen el llamado a la comunidad para que denuncien este delito y ante cualquier duda pueden comunicarse al número 133 de emergencias policiales donde pueden aclarar sus dudas.

Si recibe algún llamado sospechoso es importante no entregar información personal, números de teléfonos, ni datos familiares. No realice trasferencias electrónicas de dinero ni entregue artículos de valor de su casa. Anote nombres y datos que le entregan, ya que estos los podrá aportar en la denuncia que usted haga y que puede ayudar a dar con el o los estafadores.

COMENTA ESTA NOTICIA